Un pedido de justicia y escucha a las víctimas de abuso sexual

Compartirlo

El caso de Rosalía y Belén es el más antiguo del país hasta la fecha de abuso sexual en las infancias. Ocurrió entre los años 1979 y 1986, pero no fue hasta 2016 que Rosalía pudo finalmente hablar y denunciar. En esa denuncia la siguió Belén, aunque en ese tiempo ellas saben que otras familias con niñes frecuentaban la casa donde ocurrieron los abusos.

Los acusados de cometer abusos son Noemí Alvarado y Daniel Pacce (fallecido). Los hechos denunciados sucedieron durante la dictadura en Argentina y con la democracia, los autores participaron en política. Daniel Pacce ocupó cargos importantes, fue diputado nacional entre los años 1987 y 1991, mientras que Noemí Alvarado integró el Instituto de Viviendas de la provincia del Chaco.

En contraposición, su padre y la familia de Rosalía, compuesta además por su madre María Delia y Juan Martín, eran exiliados, puesto que su padre era un peronista perseguido, viviendo un tiempo en el interior de la provincia de Corrientes y con posterioridad en Resistencia, en la casa de quien fuera su abuela.

Rosalía nunca pudo denunciar, y por respeto a sus tiempos, lo hizo en el año 2016, con la Ley de respeto al tiempo de las víctimas vigente (Ley 27206).

Antes de eso, Lidia, madre de Belén, intentó denunciar, pero las puertas de la Justicia de la década del 80 estaban cerradas para ellas. Recién logró hacer efectiva la denuncia cuando Rosalía hizo pública su historia.

Juntas, se unieron en una lucha tan difícil como adversa. La causa fue archivada por la fiscal, Daniela Meiriño, de la fiscalía N°10, por entender que la acción había prescripto a pesar de que la ley de respeto a los tiempos de las víctimas ya se encontraba vigente. Tras varias medidas solicitadas por sus abogados patrocinantes, Rosalía y Belén lograron que sus denuncias fueran desarchivadas y que la investigación penal retome su curso.

En 2019, fue elevada a juicio. Sin embargo, para ese momento, el principal acusado —Daniel Pacce— había fallecido impune. Desde entonces, la organización social AL FIN JUSTICIA, reclama que la causa por fin llegue a juicio y condene a la única acusada, que sí se encuentra con vida: Noemí Alvarado.

El juicio oral iniciará el día 10 de mayo de 2021, en la Cámara Tercera Criminal y el Tribunal estará compuesto por Ernesto Azcona como Presidente y las juezas María Virginia Ise y Natalia Kuray.

Justicia para las víctimas de abusos

Rosalía y Belén también encabezan la lucha y acompañan a las víctimas del ex intendente de Colonia Benítez, César Falcón, acusado por abusar sexualmente de sus dos ex hijastras.

La denuncia contra Falcón, que data del año 2006, cuando las dos víctimas aún eran menores de edad. Su madre las acompañó a la Comisaría de General Pinedo, donde residían en ese momento, para concretar la denuncia por abuso sexual. En ese momento, tomó intervención la Fiscalía de la ciudad de Charata, que luego se declaró incompetente. La causa quedó radicada en la Fiscalía Nº 10 de la ciudad de Resistencia.

Pasaron seis años hasta que, luego de declaraciones y nulidades planteadas por la defensa de Falcón, se firmó el requerimiento de elevación a juicio en 2012. Sin embargo, otra batería de nulidades y de dilaciones de la Justicia hizo que se fijara la fecha de juicio para marzo de 2016. Pero tampoco entonces se pudo concretar, debido a que la defensa de César Falcón se valió de todas las artimañas jurídicas para dilatar los plazos.

En este caso, nunca se respetó el tiempo de las víctimas ni su necesidad de Justicia. La falta de perspectiva de género dentro del ámbito judicial dejó en evidencia la necesidad de una Justicia que escuche a las víctimas, empatice con ellas y les garantice un juicio reparatorio.

En diciembre de 2019, la Sala Penal del Superior Tribunal de Justicia del Chaco dejó firme el rechazo a la prescripción de la causa impulsada por el abogado defensor de Falcón. La pandemia hizo lo suyo, y no pudo concretarse el inicio de las audiencias para el juicio.

Este año finalmente comenzará el juicio oral contra César Falcón. Las audiencias serán entre 3 al 5 de agosto próximo, en la sede de la Cámara Segunda en lo Criminal de Resistencia.

Así, las víctimas podrán obtener lo que siempre solicitaron: justicia y verdad por los abusos sufridos en la infancia.