La Justicia llegó para Fabiola Ramírez

Compartirlo

Por Pamela Soto* 

Era una joven trans de 22 años. Fabiola Ramírez fue asesinada por dos hermanos en su casa del barrio Rawson de Resistencia tres días antes del 8 de marzo del 2021. Es el primer transfemicidio que se eleva a juicio como tal en la provincia del Chaco.

Como el de Fabiola, existen otros crímenes de odio contra las personas trans. Nahir Barud, abogada querellante por la Secretaría de Derechos Humanos y Géneros de la provincia, explicó que la causa va a sentar un importante antecedente en materia de crímenes de odio por razones de género en la provincia

La causa que se encontraba en la Fiscalía de Investigación Penal Nº 5 a cargo de Roberto Villalba fue elevada a juicio bajo la carátula “homicidio agravado por el odio hacia la identidad de género”, estipulado en el artículo 80, inciso 4, del Código Penal de la Nación. 

Para Nahir Barud en el transfemicidio de Fabiola Ramírez hubo una doble situación de vulnerabilidad. La primera tiene que ver con que ella era una mujer trans o travesti/trans; la segunda es que sería sumamente relevante contar con una condena de este tipo ya que es la primera vez que una causa se elevaría a juicio bajo una carátula de “transfemicidio”

“Es un gran avance que haya sido caratulado así el crimen de Fabiola, no obstante existe la problemática de que al no haber fiscales abocados específicamente a esa fiscalía (que tiene vacante el cargo de Fiscal), fueron cambiando algunos criterios y lo ideal siempre es que un solo fiscal o fiscala lleve la causa. Eso realmente ha sido un obstáculo”, explicó Nahir. 

La Secretaría de Derechos Humanos y Géneros, a través del área de Litigios Estratégicos, se presenta como querellante en causas de este tipo y acompaña de manera integral a víctimas y familiares de víctimas. De esta manera, el Estado provincial interviene directamente en hechos que vulneran derechos de personas de la comunidad LGTBIQ, mujeres, infancias y pueblos originarios, garantizando el acceso a la Justicia para todes. 

Todos los meses, compañeras y familiares de Fabiola la recuerdan.

Justicia para Fabiola

A causa de artimanias empleadas por la defensa, la causa fue a parar a un Juzgado de Garantías, donde la Jueza de Garantías N°5 de la ciudad de Resistencia, María Belén Chapresto, resolvió sostener la carátula de transfemicidio en el crimer de Fabiola. 

“Esto tiene inmensas implicancias simbólicas para la comunidad tanto en Chaco como en el NEA, hoy ha sido un día histórico donde la jueza ha entendido la vulnerabilidad de la comunidad travesti-trans y la necesidad de una mirada interdisciplinaria y feminista de la justicia, por Fabiola, por todas las mujers y varones travestis-trans asesinados y desaparecidos y por la familia de Fabiola”, aseguró Nahir Barud.

Así, la Justicia resolvió clausurar la investigación penal y elevar a juicio la causa por el crimen de Fabiola Ramírez como travesticidio. Ahora, resta esperar que la Justicia fije fecha para las primeras audiencias del juicio que será por jurados. 

“Desde la Justicia se ha comprendido la vulnerabilidad de la comunidad travesti-trans y la necesidad de una mirada interdisciplinaria y feminista en el tratamiento de estos procesos, tanto por Fabiola y su familia como por todas las mujeres y varones travestis-trans asesinados y desaparecidos”, aseguró Silvana Pérez, titular de la Secretaría de Derechos Humanos y Géneros.

Alma militante 

Fabiola Ramírez era una joven mujer trans, activista por los derechos de su comunidad. Le gustaba bailar candombe y por eso, formaba parte del elenco Aguara Chakú. Sus amigas destacan la valentía con que llevaba adelante su vida a pesar de las múltiples vulneraciones que sufre la población travesti/trans. Con 18 años, tramitó sola su DNI para llevar su nombre trans con orgullo. 

Según el Observatorio Nacional de Crímenes de Odio LGBT en 2020 se registraron unos 69 crímenes de odio entre enero y junio. La orientación sexual, la identidad y/o la expresión de género de todas las víctimas fueron utilizadas como pretexto discriminatorio para la vulneración de derechos y la violencia.

Esas cifras movilizaban a Fabiola y, por eso, no dejaba de luchar por sus derechos. No había marcha, jornada de debate, fechas feministas en la que no estuviera presente. Siempre bailando candombe, vestida de colores vivos, y alegre. La exigencia de justicia por su muerte es un reclamo de todes.

*Periodista